Actualidad

La última hora en primer plano

Fuente: Media-tics

Ha decidido regalar sus noticias a 3 millones de estudiantes en Estados Unidos, que pueden acceder sin límites a los mismos contenidos por los que 3,4 millones de personas pagan un puñado de dólares al mes. Te contamos por qué esta medida, lejos de ser una locura, sienta las bases del propio futuro del ‘Times’.
‘The New York Times’ es el gran monarca de las suscripciones digitales. El diario neoyorquino facturó más de 700 millones de dólares en 2018 solo en el entorno digital, de los cuales alrededor de 400 millones se los debe al pago directo de sus 3,4 millones de suscriptores digitales, sobre una base de 4,3 millones de suscriptores totales. Solo en el último trimestre del año ganó 265.000 nuevos suscriptores digitales, la cifra más alta desde las Elecciones de 2016. Y aparte habría que hablar del dinero que generan tanto el papel como el resto de las líneas de negocio del periódico, incluyendo la publicidad tradicional. Pero no es eso lo que nos interesa ahora mismo (aunque si a alguien le interesa, este documento le será de ayuda).

El ‘New York Times’ se ha puesto como objetivo alcanzar los 10 millones de suscriptores en 2025. Y no está escatimando en esfuerzos para lograrlo: crea nuevas vías de negocio (como la posibilidad de pagar por suscribirse a crucigramas y pasatiempos, o a recetas de cocina), ha puesto en marcha campañas publicitarias (que explican la necesidad de pagar por contenidos de calidad en un entorno digital infestado de noticias falsas) y cada vez es más internacional, por lo que apunta a nuevos públicos con ediciones en otras lenguas (español, portugués o chino).

Continúa leyendo en Media-tics

Compartir en redes Sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter